Bolsonaro flexibiliza las medidas de acceso a armas de fuego y municiones en Brasil

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, ha emitido este sábado cuatro decretos que facilitan el acceso a la adquisición de armas de fuego y municiones.

Esta medida ya fue anunciada en enero cuando el presidente dijo que “el ciudadano de bien ha sido durante mucho tiempo desarmado”, a pesar de haberse batido el récord de ventas de armamento en 2020.

Según explica el diario ‘Folha’, estas medidas suponen “una nueva ola de flexibilidades”. Uno de los decretos extiende el periodo de registro de armas de cinco a diez años y, además, se permite la posesión de seis armas por persona en vez de cuatro como era posible hasta la fecha.

En el caso de las autoridades de seguridad se permite la compra de dos armas de uso restringido y se ha eliminado una serie de elementos de los “productos controlados por el ejército” facilitándose la adquisición de estos.

Además, permite que francotiradores y cazadores adquieran un mayor número de unidades de municiones.

En su cuenta de Twitter, Bolsonaro ha compartido los nuevos decretos junto con foto suya en un campo de tiro. Además, ha mencionado que “la población en 2005 decidió en referéndum el derecho a las armas y a la autodefensa” refiriéndose al resultado de esta votación en la que la mayoría de la población rechazó prohibir las armas en el país sudamericano.

La política de armas de Bolsonaro ha suscitado un gran polémica en un país con récord de homicidios y es que, desde que llegó al Palacio de Planalto, en enero de 2019, Bolsonaro ha promulgado varias medidas que facilitan el uso y la tenencia de armas, cumpliendo así con una de sus principales promesas electorales.

Tomado de Europa Press