Gobierno de Nicaragua inaugura centros de salud en instalaciones de medios de comunicación clausurados

El gobierno de Nicaragua abrió una maternidad en las oficinas del semanario Confidencial y el programa televisivo Esta Semana, clausurados por en diciembre de 2018, y destinó la sede del canal de televisión 100% Noticias a un centro de atención de adicciones y alcoholismo.

Autoridades del Ministerio de Salud inauguraron este jueves en las antiguas instalaciones de 100% Noticias el Centro de Atención para Personas con Adicciones de Alcoholismo y Drogadicción para la zona oriental de Managua, según informó en su sitio web el oficialista Canal 13. El edificio, ubicado en el centro histórico de la capital de Nicaragua, estaba ocupado por la Policía Nacional desde diciembre de 2018.

Vista de un letrero en el exterior del edificio donde se encontraba el canal de noticias «100% Noticias», en Managua, luego de que fuera confiscado por el gobierno y asignado al Ministerio de Salud. (Photo by STR/AFP via Getty Images)

 El martes, el Ministerio de Salud ya había habilitado la Casa Materna Camila López en lo que eran las oficinas de Confidencial y Esta Semana. Allí se brindará atención ginecológica, revisión prenatal y habilitación laboral a mujeres embarazadas, según explicó Carolina Dávila, asesora presidencial para asuntos del Sistema Integral de Atención en Salud de Managua.

«Vamos a atender a 5.000 mujeres, de las cuales esperamos partos en el distrito 1», expresó Dávila al medio oficial El 19 Digital.

El edificio luce ahora un efusivo color rosa y los escritorios y computadoras fueron sustituidos por camas ginecológicas, según imágenes divulgadas por El 19 Digital.

Para el periodista independiente Carlos Fernando Chamorro, director del semanario Confidencial y de Esta Semana, la utilización benéfica de su edificio no justifica lo que él considera un robo.

«Daniel Ortega y Rosario Murillo intentaron lavar la confiscación ilegal de Confidencial, encubriendo el cierre de un medio de comunicación como si se tratara de un acto loable de servicios de salud», dijo Chamorro. Sin embargo, apuntó, «los gobernantes dejaron su huella en la escena del crimen donde antes se hacía periodismo en libertad, en la redacción de Confidencial, ahí están ahora las fotos gigantes de Ortega y Murillo que simbolizan la censura y la dictadura. Ellos quisieron cerrar un medio, pero lo que hicieron fue erigir un crimen contra la libertad de prensa que ahora está a la vista de todos. Intentaron cerrar Confidencial, pero nunca han confiscado el periodismo».

Chamorro reitera que la ocupación de su edificio, equipos informáticos y televisivos es ilegal porque no tiene ninguna relación con el Centro de Investigaciones de la Comunicación (Cinco), del cual es directivo.

La Asamblea Nacional de Nicaragua canceló la personalidad jurídica de Cinco en diciembre de 2018 por no presentar documentos que demostraran el manejo correcto contra el lavado de dinero, no renovar su junta directiva y, supuestamente, facilitar su estructura para financiar actos ilícitos.

Para la periodista Lucía Pineda Ubau, jefa de prensa de 100% Noticias, la colocación de la imagen del presidente Ortega y su esposa Rosario Murillo en el sitio donde se encontraba una invocación a Dios, sella lo que considera un robo y evidencia, según Pineda, un culto a la personalidad de la pareja presidencial.

«Ortega y Murillo se creen dioses. Están borrachos del culto a su personalidad a tal punto de colocar su foto en el lugar donde 100% exaltaba el nombre de Dios», expresó Pineda quien, junto al director del canal, Miguel Mora, estuvo seis meses de prisión por «incitación al odio y la violencia» en perjuicio de la sociedad de Nicaragua.

Vilma Núñez, directora del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), expresó este jueves ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU que las instalaciones de nueve organizaciones no gubernamentales recientemente clausuradas en el contexto de la llamada Ley de Agentes Extranjeros “son destrozadas y ocupadas por el Ministerio de Salud continuando la destrucción y saqueo de sus bienes como al Cenidh y su sede central en Managua».

Núñez hizo referencia al último informe de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos que revela que la crisis sociopolítica y violaciones de derechos humanos en Nicaragua se han exacerbado por la pandemia, los huracanes y la aprobación de leyes que restringen la libertad de expresión, asociación y libertad política.

Además del Cenidh y Cinco, desde noviembre el gobierno les retiró la personería jurídica al Centro de Investigaciones y Servicios de Salud, la organización Hagamos Democracia, el Instituto para el Desarrollo de la Democracia (PADE), el Instituto de Liderazgo de las Segovias (ILLS), la Fundación para la Conservación y el Desarrollo Sur-Este, la Fundación Popol Na para la Promoción y el Desarrollo Municipal y la Fundación del Río.

Tomado de CNN