“¡Eres una idiot*, una idiot*!”: el abogado de Emma Coronel enfureció en plena entrevista

Jeffrey Lichtman, el poderoso abogado de Emma Coronel Aispuro, no concede entrevistas a cualquier medio de noticias, y cuando lo hace impone ciertas reservas que de no cumplirse desembocan en episodios incómodos como el ocurrido en la última conversación que otorgó -y que otorgará- al programa Despierta América de Univisión.

En la entrevista que solo duró 12 minutos la periodista hondureña Satcha Pretto fue contundente desde la primera pregunta, aunque después de sus insistencias con determinadas preguntas y un polémico comentario que hizo sobre el salario que percibía el abogado por “defender a narcotraficantes”, este terminó por exasperarse y llamarla “idiota” hasta en cuatro ocasiones.

La entrevista abrió con la pregunta de si realmente Emma Coronel se había entregado a la DEA, a lo que el abogado respondió que no se debía creer todo lo que se leía en los medios.

La misma conductora fue la que concluyó la fallida entrevista tras decirle a Lichtman que ella, a diferencia de él, no le había faltado al respeto en ningún momento de la charla que sostuvieron en vivo.

La entrevista abrió con la pregunta de si realmente Emma Coronel se había entregado a la DEA, a lo que el abogado respondió que no se debía creer todo lo que se leía en los medios, tanto mexicanos como estadounidenses, y aprovechó para recalcar que las últimas filtraciones de agentes federales a la prensa habían sido para presionar a su clienta y/o impedirla de algún beneficio mediante algún tipo de colaboración futura.

Yo no estoy acá para hablar información confidencial con los medios, yo entiendo que usted desea mucho recibir información, pero esto no significa que sus privilegios constitucionales estadounidenses han de ser botados por el inodoro porque usted y su audiencia quiere escuchar del caso… Si a usted la acusaran de un delito, estoy seguro que no quisiera que yo hablara de todos sus detalles íntimos”, respondió Lichtman, ante la insistencia de la periodista que volvió a repetir la misma pregunta.

Abogado, tiene la oportunidad de aclarar entonces esos rumores que dice usted se estarían fabricando, sembrando sobre su cliente, y aclarar esto que los últimos días se viene rumorando, ¿se entregó Emma Coronel o no a las autoridades?, y en concreto, ¿cuáles serían esos rumores que usted dice que ponen en peligro la vida de los familiares de Emma, y entre ellas, sus hijas de 9 años?

“Los rumores, los rumores eran que ella estaba cooperando, entonces comprenda lo siguiente, al decir esto, usted entiende lo que ocurre en México, aquellas personas que están cooperando las familias, a veces las degollan, separando la cabeza de su cuerpo. Con respecto a si ella se entregó o fue arrestada, ella está en este momento en una cárcel, en una celda fría, sola, con una cobija delgada, ella solo se puede bañar una o dos veces a la semana, dígame usted, ¿suena eso como alguien que está cooperando con el gobierno? Llegue a su propia conclusión.”

Lo siguiente que hizo la periodista fue preguntarle sobre la seguridad de las hijas de Emma Coronel y también aprovechó para hacerle ver al abogado que su tono empezaba a ser “agresivo”.

Dime algo ¿tú qué crees que sería lo mejor para tu audiencia? Quizás te puedo dar la dirección en donde están las niñas, es más, ¿no sería más fácil para ti si te doy la dirección para que tú puedas tener tu propia historia? Se acaba de sembrar un rumor en la prensa internacional sobre la mamá porque supuestamente está cooperando [….] No quiero ofender a nadie, pero obviamente no te lo voy a decir, no te voy a decir con quién están […] ten por seguro que las niñas están bien”, respondió el abogado en un tono al que le fue agregando ironía y restando paciencia.

La periodista, cansada también de la negativa y las respuestas poco afables de Jeffrey Lichtman, rompió el hilo de la conversación y preguntó directamente al abogado si él ganaba por honorarios o mediante bonos, a lo que él, tras algunos segundos en silencio, respondió con la misma pregunta: ¿A ti te pagan por tu trabajo o es por bonos?

-Obviamente a mí me pagan por mi trabajo, ¿le pagan a usted por su trabajo en este caso? – volvió a preguntar la conductora.

“No sé, es obvio que a ti te pagan, ¿tú crees que es obvio que a mí me pagan o crees que yo hago obras de caridad?”

-Bueno la verdad señor, que a mí me pagan, pero no por defender narcotraficantes, a mi pagan por informar, por eso creo que es válida la pregunta, porque no voy a asumir…

A ti te pagan por hablar en televisión, y, por cierto, ¿estás sugiriendo que por representar a una persona que está acusada de un delito yo también soy parte de esa acusación? ¡Eres una idiota! No importa, no importa ni que yo también sea parte del cártel, eres una idiota, idiota, idiota…

“Maravillosa su entrevista, la última con Univision”, concluyó Lichtman.

Tomado de Infobae