Allanaron en Suiza la casa del joven que se atribuyó el hackeo de 150 mil cámaras de seguridad de empresas, hospitales, cárceles y escuelas

Las autoridades policiales suizas allanaron este viernes el apartamento de Tillie Kottmann, un hacker que se atribuyó el crédito de violar la compañía de cámaras de seguridad Verkada y obtener acceso a las grabaciones de vigilancia de sus clientes, según informó Bloomberg News.

Kottmann, de 21 años, dijo que su apartamento en Lucerna (Suiza) fue allanado y que la policía confiscó sus dispositivos electrónicos. La orden de registro se emitió por un supuesto ataque que tuvo lugar el año pasado y no por la reciente violación de Verkada. El joven reveló que las autoridades también registraron la casa de sus padres.

Una instalación de Tesla vista a través de una cámara Verkada. Tillie Kottmann

Tras conocer la noticia de este viernes, Verkada remitió el asunto al FBI. La violación contra la empresa de Silicon Valley expuso las transmisiones de cámaras en vivo de compañías como Tesla Inc., así como de hospitales, cárceles y escuelas.

Según una copia de la orden de registro a la que tuvo acceso Bloomberg News, el allanamiento de este viernes se llevó a cabo como parte de un caso penal estadounidense contra Kottmann en el distrito de Washington. La orden solicitó documentos relacionados con la piratería, así como información sobre tenencias de criptomonedas. Kottmann fue acusado de acceso no autorizado a computadoras protegidas, robo de identidad y fraude.

El hacker se atribuyó en el pasado haber accedido ilegalmente a los sistemas de la empresa de automóviles Nissan Motor Co. y la filtración de documentos del fabricante de chips estadounidense Intel Corp.

La orden de registro explica que el allanamiento tiene relación con una investigación del FBI sobre “la piratería de bases de datos informáticas y el subsiguiente robo y distribución de información, incluido el código fuente, documentos confidenciales y datos de usuarios internos”.

Kottmann detalló que él junto un grupo de hackers decidieron acceder ilegalmente a las cámaras de seguridad de Verkada porque tenían “mucha curiosidad” y para “luchar por la libertad de información y contra la propiedad intelectual, una gran dosis de anticapitalismo con una pizca de anarquismo”. Además, expresó que era “demasiado divertido como para no hacerlo”.

El joven obtuvo acceso a Verkada mediante las credenciales de una cuenta de “superadministrador” que permitía el acceso a todas las cámaras de la empresa.

En declaraciones a Bloomberg News, Kottmann manifestó que “el gobierno de Estados Unidos nunca entenderá el concepto de hacer las cosas por otras razones que no sean dinero y poder”.

Verkada, fundada en 2016, vende cámaras de seguridad a las que los clientes pueden acceder y administrar a través de internet. En enero de 2020, recaudó US$80 millones en fondos de capital de riesgo, valorando a la compañía en US$1.600 millones. Entre los inversionistas se encontraba Sequoia Capital, una de las firmas más antiguas de Silicon Valley.

Kottmann aseguró que durante la operación lograron descargar la lista completa de miles de clientes de Verkada, así como el balance general de la empresa, que enumera los activos y pasivos. Como empresa de capital cerrado, Verkada no publica sus estados financieros.

Tomado de Bloomberg