El dictador bielorruso Lukashenko arrestó a otro periodista

El editor en jefe de un popular sitio de noticias de Internet en una de las ciudades más grandes de Bielorrusia fue detenido el domingo acusado de extremismo. El arresto este domingo del editor de Hrodna.life, Aliaksei Shota, se produce en medio de una ofensiva contra periodistas independientes y opositores del presidente autoritario Alexander Lukashenko.

Se trata de un medio de Grodno, la quinta ciudad más grande de Bielorrusia. La policía de la ciudad dijo que el sitio web “publicó productos de información que fueron debidamente reconocidos como extremistas”, pero no dio detalles. Si finalmente lo condenan por extremismo, puede recibir una pena de prisión de hasta 10 años.

Shota, además, había colaborado con el portal de internet más popular del país, Tut.by, que las autoridades cerraron este mes después de arrestar a 15 empleados.

La represión de Bielorrusia se intensificó hace una semana con el arresto del periodista disidente Raman Pratasevich y su novia, que estaban a bordo de un vuelo comercial que fue desviado al aeropuerto de Minsk debido a una supuesta amenaza de bomba. El vuelo sobrevolaba Bielorrusia en ruta desde Atenas, Grecia, a Vilnius, Lituania. La medida provocó una amplia denuncia en Occidente como un acto de secuestro y demandas para la liberación de Pratasevich. La Unión Europea prohibió los vuelos desde Bielorrusia.

Lukashenko provocó las críticas internacionales cuando decidió interceptar, usando un caza de la Fuerza Aérea, el vuelo. Las autoridades bielorrusas afirmaron que el aeropuerto de Minsk había recibido un mail firmado por el movimiento islamista Hamas informando de que había una bomba a bordo y que el mensaje procedía de una dirección de protonmail.com.

La transcripción de los intercambios entre la torre de control y el avión muestra que se informó al piloto de la amenaza a las 09.30 GMT y que un minuto después se recomendó el aterrizaje en Minsk.

Según las autoridades de Bielorrusia, el correo electrónico en cuestión terminaba con la siguiente amenaza: “Sabemos que los participantes en el foro económico de Delphi vuelven a casa en el vuelo FR4978. Una bomba ha sido colocada a bordo de este avión. Si no responden a nuestras reivindicaciones, estallará a la altura de Vilna. Allahu Akbar (Dios es el más grande, en árabe)”.

Pratasevich está acusado de organizar disturbios, un cargo que conlleva una posible sentencia de 15 años. El día después de su arresto, las autoridades publicaron un breve video en el que se observaba a Pratasevich confesando, pero los observadores dijeron que la confesión parecía forzada.

El grupo bielorruso de derechos humanos Viasna dijo el domingo que Pratasevich había recibido un paquete de su hermana, pero que le habían quitado un libro, el cual no fue especificado.

En agosto pasado estallaron grandes protestas después de unas elecciones presidenciales que, según los funcionarios, otorgaron por abrumadora mayoría un sexto mandato a Lukashenko, quien ha reprimido constantemente a la oposición desde que llegó al poder en 1994.

La policía detuvo a más de 30.000 personas en el transcurso de las protestas, que persistieron durante meses. Aunque las protestas cesaron durante el invierno, las autoridades han continuado con fuertes acciones contra los partidarios de la oposición y los periodistas independientes.

Marchas a favor de Pratasevich

Cientos de personas en Polonia y Lituania se han manifestado ayer para mostrar su apoyo a los opositores de Bielorrusia una semana después de que el país esté en el punto de mira por la crisis del aterrizaje forzado del avión de Ryanair por parte de Minsk.

En Polonia, un grupo de personas se ha congregado en la Plaza del Castillo de Varsovia, entre los que se encontraban los padres del periodista opositor, Roman Protasevich, que fue arrestado por las autoridades bielorrusas en el aterrizaje forzado.

La madre de Protasevich ha lanzado un mensaje al dictador de Bielorrusia, Aleksandr Lukashenko, y ha señalado que tanto su hijo como su novia, Sofia Sapega, se encuentran en la cárcel porque lucharon por la libertad de expresión.

“Pido ayuda a todos los países de la Unión Europea y a Estados Unidos para liberar a Raman y Sofia”, ha señalado la madre de Protasevich, según recoge la radio pública polaca, Polskie Radio.

Tanto los familiares del periodista como los manifestantes, han pedido la liberación de presos políticos en Bielorrusia y han asistido con mensajes en oposición a Lukashenko.

En la vecina Lituania, unas 200 personas se han congregado en la capital Vilna con mensajes similares. A esta protesta, ha asistido la líder opositora Svetlana Tijanovskaya, quien abandonó Bielorrusia en agosto de 2020 en el marco de las protestas en Minsk tras los resultados de las elecciones que dieron el poder al presidente bielorruso.

“La última semana se ha convertido en un catalizador de una reacción global. Diferentes países están iniciando investigaciones, imponiendo sanciones al régimen y expresando su apoyo a los planes para ayudar a Bielorrusia”, ha declarado Tijanovskaya según recoge la agencia LRT.

Tomado de Infobae / AP

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .