La audiencia no fue, pero fue reprogramada #CasoPinchazos #Panamá

Para el próximo 5 de julio fue reprogramado el Juicio Oral al expresidente de la República de Panamá, Ricardo Martinelli.

Por su parte, el Ministerio Público solicitó a las Magistradas del Tribunal de Juicio Oral que se verificaran los certificados de incapacidad médica, así como también una revisión médico legal al exmandatario por parte del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses para conocer si la cirugía que se le realizó fue electiva o de urgencia.

Además, se pidió la asignación de un defensor público para actuar en la próxima fecha del juicio, en caso que la defensa privada vuelva a presentar incapacidad médica.

Todas las peticiones presentadas por la Fiscalía fueron admitidas, y se girarán los oficios al Ministerio de Salud, Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses y al Instituto de la Defensa Pública.

Esto luego que el lunes 21 de junio, un día antes de iniciar el Juicio Oral por el caso Pinchazos, el vocero del exmandatario, Luis Eduardo Camacho, anunció que Martinelli estará incapacitado por un mes debido a una cirugía de columna vertebral.

“Tenemos que esperar cuál es la información que brinda la defensa del procesado para ver la opción que tenemos. El Ministerio Público está preparado; tenemos un catálogo de opciones, que nos da la ley, no es que la vamos a inventar… Esta es una oportunidad dorada de hacer las cosas como deben ser; y estoy hablando de fiscales, jueces, incluso los auxiliares, como lo son los abogados de la defensa y los abogados querellantes”, precisó Ricaurte González, fiscal superior.

Por su parte, los querellantes piden que se ordene una investigación y se interrogue al médico que operó al exmandatario Martinelli, para en base a eso, tomar las sus consideraciones jurídicas.

El pasado 20 de diciembre la Segunda Oficina Judicial de Panamá fijó para este martes 22 de junio de 2021 el nuevo juicio oral al expresidente Martinelli por la presunta comisión de los delitos de interceptación de telecomunicaciones, seguimiento, persecución y vigilancia sin autorización judicial.

Tras esto, la defensa del exmandatario presentó dos solicitudes para que el caso prescribiera en audiencias por afectación de derechos, no obstante, ambas fueron rechazadas por los jueces y por el Tribunal de Apelaciones.

El artículo 359 del Código Procesal Penal establece que el acusado podrá ser representado por su defensa, y en caso de ser necesaria su asistencia física, para practicar algún acto o reconocimiento, podrá ser traído por agentes policiales.