Australia en alerta tras un «inusual» movimiento militar de barcos espías chinos frente a sus costas

Australia participa actualmente en ejercicios militares conjuntos con el ejército estadounidense, antes de un importante lanzamiento de misiles el domingo. Sin embargo, la Fuerza de Defensa de Australia (ADF) ha advertido que un segundo barco espía chino se está acercando a la costa de Australia antes de las maniobras conjuntas, conocidas como Ejercicio Talisman Sabre. Los funcionarios de defensa se muestran cautelosos y afirman que es «inusual» que dos barcos chinos de vigilancia de alta tecnología vigilen el país.

De hecho, es la primera vez que Pekín despliega dos buques de inteligencia.

El primer ministro, Scott Morrison, ha admitido que desconfía de los buques, que parecen estar vigilando los juegos de guerra Talisman Sabre 2021 frente a la costa de Queensland.

Según las fotografías publicadas, el buque de inteligencia general del Ejército Popular de Liberación (EPL), el Haiwangxing, se acerca a la costa oriental de Australia a través del Mar de Salomón.

El ministro de Defensa, Peter Dutton, dijo que las ADF habían estado monitoreando la aproximación del barco como parte de un esfuerzo de vigilancia más amplio.

Dijo: «Defensa seguirá vigilando la presencia de estos buques».

Un oficial militar dijo que el Haiwanxing había estado «en nuestro radar durante algún tiempo».

Como parte de las maniobras conjuntas de quince días de duración, Estados Unidos ya ha disparado por primera vez un misil Patriot en suelo australiano.

En la prueba de misiles, una batería Patriot derribó el viernes un par de aviones no tripulados.

El domingo se espera que el ejército estadounidense realice una demostración de fuego real de su Sistema de Cohetes de Artillería de Alta Movilidad (HIMARS), una tecnología por la que las ADF podrían pujar próximamente.

En las maniobras conjuntas entre Australia y Estados Unidos participarán también fuerzas de Japón, Canadá, Corea del Sur, Nueva Zelanda y el Reino Unido.

Se espera que más de 17.000 soldados participen en los ejercicios.

Esto se produce cuando una encuesta reciente sugiere que más de cuatro de cada diez australianos están preocupados por la posibilidad de que China ataque a Australia.

Cuando se preguntó a las 603 personas encuestadas en Australia por el Instituto Australiano si creían que China lanzaría un ataque armado contra Australia, el 6 por ciento dijo que pronto y el 36 por ciento que en algún momento, lo que supone un total del 42 por ciento.

Hoy mismo, China ha respondido a las nuevas sanciones impuestas por Estados Unidos a funcionarios chinos a raíz de su represión en Hong Kong.

Pekín prometió asestar un «golpe frontal» a Estados Unidos y arremetió contra Washington DC por su «desprestigio no provocado».

Tomado de https://www.alertageo.org/