Persecución religiosa: 17 cristianos son asesinados cada día por extremistas musulmanes en Nigeria

Durante los primeros 200 días de 2021, miles de cristianos han sido asesinados por terroristas islámicos en Nigeria, promediando alrededor de 17 cada día.

Una reciente investigación realizada por la Sociedad Internacional de Libertades Civiles y Estado de Derecho (Intersociety) reveló que al menos tres mil cristianos, incluyendo diez sacerdotes católicos y pastores protestantes, fueron asesinados en Nigeria desde el inicio de este año hasta el 18 de julio.

El informe de Intersociety señala que “el número de cristianos indefensos asesinados a cuchilladas por los yihadistas islámicos de Nigeria y sus colaboradores en las fuerzas de seguridad en los últimos 200 días, o del 1 de enero al 18 de julio de 2021, ha aumentado a no menos de 3.462”.

“Esto es solo 68 muertes menos que el total de muertes de cristianos nigerianos en 2020, que la Lista de Vigilancia Mundial de Cristianos Perseguidos de Puertas Abiertas estima en 3.530”, indicó.

La cifra es la segunda más alta desde 2014, cuando se registraron más de 5.000 asesinatos de cristianos a manos del grupo terrorista islámico Boko Haram y los pastores yihadistas Fulani.

Mientras que Boko Haram es el responsable de la muerte de más de 4 mil cristianos, los pastores yihadistas Fulani asesinaron a otros 1.229.

Intersociety es un grupo de investigación en derechos humanos, y ha estado monitoreando e investigando la persecución religiosa y otras formas de violencia religiosa de actores estatales y no estatales en Nigeria desde 2010.

El grupo de derechos humanos realiza este trabajo a través del contacto directo con las víctimas, testigos, revisión de medios de comunicación e informes creíbles nacionales e internacionales, entre otros.

En su investigación de 2021, Intersociety encontró que 2.200 cristianos fueron secuestrados entre el 1 de enero y el 30 de abril. Otros 780 cristianos corrieron similar suerte entre el 1 de mayo y el 18 de julio, para sumar un total de 3.000.

Al menos tres de cada 30 cristianos secuestrados probablemente murieron en cautiverio, lo que elevaría la cifra de asesinados por los yihadistas en 300 personas.

Otras 150 muertes son consideradas por los investigadores como “cifras oscuras”, que se refiere a asesinatos que ocurrieron pero que no fueron reportados o registrados.

Adicionalmente, el número de iglesias amenazadas, atacadas o quemadas desde enero de 2021 se estima en alrededor de 300.

La institución lamentó que hasta la fecha, los culpables de las masacres de cristianos en el país han logrado evadir a la justicia y se mantienen libres de investigaciones o juicios, llevando a la impunidad y a que se repitan las atrocidades.

Además, denunció, las familias de las víctimas y los sobrevivientes son totalmente abandonados por el gobierno de Nigeria.

En el Norte, los yihadistas operan libremente bajo la cobertura y protección de las fuerzas de seguridad; secuestran, matan, saquean, destruyen o queman y convierten por la fuerza a sus cristianos cautivos y desprotegidos y a sus hogares y lugares sagrados de culto y aprendizaje.

La organización de derechos humanos indicó también que el gobierno nigeriano ha seguido recibiendo fuertes críticas y acusaciones de culpabilidad y complicidad con los asesinatos de cristianos.

Tomado de Intersociety y Aciprensa