Militares de Maduro violaron frontera de Colombia y pretendían incautar mercancía de comerciantes colombianos

Militares del régimen de Nicolás Maduro pretendían realizar en territorio colombiano una acción que repiten habitualmente en VenezuelaDetener  e incautar mercancía a comerciantes de forma arbitraria.

Dos efectivos venezolanos que se encontraban armados y, además, uno de ellos encapuchado, detuvieron a una embarcación que llevaba a comerciantes colombianos en el Río Negro, en el departamento colombiano Guainía.

Los militares pretendían inspeccionar la mercancía de los colombianos, a pesar de que estaban actuando en una zona que, de acuerdo con los militares colombianos, era perteneciente a Colombia.

Los ciudadanos colombianos también explicaban el bote estaba en el lado de Colombia y no pasó a Venezuela ni tenía nada que ver con ese país. No obstante, los uniformados venezolanos insistían en actuar en esa zona y solo desistieron de sus intenciones cuando una patrulla de la Armada colombiana llegó al lugar y les exigió abandonar de inmediato esa parte del río, pues estaban violando la soberanía territorial, la libre navegación en territorio colombiano y los derechos humanos de sus nacionales.

La llegada de la Armada colombiana al sitio evitó que los ciudadanos perdieran sus inversiones y que sufrieran  mayores atropellos.

El Río Negro marca la frontera entre ambos países y de acuerdo con la versión oficial, la embarcación se encontraba amarrada a la ribera colombiana de este afluente.

La constante violación de soberanía territorial por parte de los uniformados del régimen en territorio colombiano se suma a la escalada de tensiones que existe entre ambos países.

El hecho generó una nota de protesta de la Cancillería colombiana, que calificó como un “abuso contra ciudadanos colombianos” la actuación de los militares bolivarianos, mientras el presidente, Iván Duque, señaló que fue otra provocación de la dictadura.

Los colaboradores de Maduro, por su parte, argumentaron que los hechos fueron inconsistentes y rechazaron las denuncias del país vecino.

Tomado de https://thelatampost.com/