Así intentan amedrentar los “revolucionarios” de Díaz-Canel a los cubanos para impedir las marchas del 15 de noviembre

“Hay suficientes revolucionarios para enfrentar cualquier tipo de manifestación”. Con esta frase el jefe del régimen de Cuba Miguel Diaz-Canel oficializó su llamado a enfrentar las manifestaciones contra la dictadura programadas para el próximo 15 de noviembre.

La frase fue dicha durante una reunión plenaria del Comité Central del partido el pasado domingo. Pero esto no se quedó solo en palabras. En los últimos días se han multiplicado las denuncias en redes sociales -el único medio que tienen los ciudadanos para expresar su descontento- de grupos armados que son preparados por el régimen para enfrentar a las movilizaciones antigubernamentales.

Imágenes difundidas por Norges Rodriguez, fundador de YucaByte -un proyecto para la facilitación de la comunicación y la difusión de información en Cuba- muestran a ciudadanos cubanos en un acto de “reafirmación revolucionaria” en el municipio Martí, de la provincia de Matanzas, armados con distintos rifles automáticos.

También difundió imágenes de ciudadanos de distintas localidades armados con palos de madera y de metal que son los que habitualmente utilizan las brigadas gubernamentales para reprimir a los activistas y opositores.

Todo esto sigue la línea de Díaz-Canel de entender la movilización civil como un intento del “imperio” por entrometerse en la isla y leer el conflicto con sus ciudadanos en clave de guerra. “Que sepan los imperialistas que van a tener que luchar con un pueblo que no se deja engañar, un pueblo suficientemente numeroso, valiente y heroico para luchar, al que no le asustan las amenazas”, dijo también el presidente el pasado domingo.

Por su parte, el periodista y productor de América TeVeRolando Nápoles, publicó este lunes un video en el que miembros de un Comité de Defensa de la Revolución, junto con empleadas de la Biblioteca Municipal de Cárdenas, también en la provincia de Matanzas, realizan un simulacro en el que se enfrentan a un supuesto ataque con palos de manifestantes. Luego del enfrentamiento, las empleadas de la Biblioteca Municipal rodean a los individuos que interpretan el rol de manifestantes y gritan a su alrededor “Viva la Revolución”, “Patria o Muerte” y “Viva Fidel”.

Estas imágenes son extremadamente preocupantes ya que anticipan un multitudinario enfrentamiento entre ambos grupos ciudadanos que podría llegar a ser extremadamente sangriento, teniendo en cuenta sobre todo que uno de los dos cuenta con el aparato armado y represivo de la ley.

Otro video difundido en redes sociales muestra a trabajadores de un centro de trabajo no identificado armados con palos y maderas mientras que la persona que filma afirma que están realizando un ejercicio por el día Territorial de la Defensa con la tarea de “impedir que fuerzas ajenas a la revolución quieran subvertir el orden”. “Por aquí no pasaran”, se escucha gritar en conjunto a los trabajadores.

El miedo en la sociedad a que las marchas del 15N terminen de manera sangrienta y con cientos, por no decir miles, de detenidos es cada vez mayor. El clima de tensión se vuelve cada vez más grande ante la negativa de la sociedad de cancelar la marcha luego de que el presidente Díaz-Canel la declarara ilegal por considerarla una “provocación con fines desestabilizadores”.

En este sentido, en los últimos días las distintas fiscalías provinciales han citado a los principales organizadores para dejarles saber que, de participar en las marchas, estarían cometiendo delitos como el de desobediencia y/o instigación a delinquir, entre otros, y que serían juzgados con dureza. Sin embargo, la convocatoria sigue en pie y se espera que, a pesar de los intentos del régimen por desincentivar la participación, cientos de miles de personas salgan a manifestarse y vuelvan a conquistar las calles de la isla.

¡La decisión es de lucha y victoria! ¡A cerrar filas, a luchar por nuestros problemas, a luchar con creatividad, es parte del combate! Aquí hay suficientes revolucionarios para enfrentar con inteligencia, con respeto y en defensa de nuestra Constitución, pero también con energía y valor, cualquier tipo de manifestación que pretenda destruir a la Revolución”, así cerró el acto del pasado domingo el presidente Diaz-Canel; poniendo de manifiesto nuevamente su intención de combatir contra los ciudadanos que se opongan a su gobierno.

Tomado de Infobae