Nueva Orleans dará $350 al mes a adolescentes que ni estudian ni trabajan

Más de 100 jóvenes en Luisiana recibirán $3,500 dólares el próximo año gracias a un programa de educación financiera de la Ciudad de Nueva Orleans.

Las autoridades de la ciudad anunciaron que 125 residentes de entre 16 y 24 años recibirán 10 pagos de $350 dólares a partir de la próxima primavera. El dinero se cargará a una tarjeta de cajero automático proporcionada por el banco en línea Mobility Capital Finance.

El alcalde de Nueva Orleans, LaToya Cantrell, dijo durante una conferencia de prensa la semana pasada que las tarjetas se darán a los residentes que están desempleados o que no asisten a la escuela.

El objetivo de este dinero es abordar el problema de las personas no bancarizadas. El término ‘no bancarizado’ es un término que se usa para describir a los adultos que tienen ingresos, pero no usan cuentas bancarias para poder administrar esos salarios.

Uno de cada 20 hogares en EE.UU. actualmente no tiene servicios bancarios, según un estudio de junio del Banco de la Reserva Federal de Nueva York. El estado de Louisiana tiene uno de los porcentajes más altos de su población que no cuenta con servicios bancarios, que es del 15%. Y solo es solo superado por Mississippi, que tiene un 16%.

El problema de las personas no bancarizadas está afectando a las comunidades de color, dijo Cantrell.

Nueva Orleans recibió una subvención de $500,000 de Mayors For A Guaranteed Income en diciembre y ese dinero se utilizará para financiar las tarjetas. Mayors For A Guaranteed Income es una coalición de alcaldes estadounidenses que están impulsando un programa nacional de renta básica universal.

El concepto de un ingreso básico universal es que cada ciudadano de una sociedad determinada recibe una cierta cantidad de dinero para gastar en lo que quiera. Está diseñado para combatir la pobreza poniendo dinero en efectivo directamente en manos de quienes más lo necesitan.

En Nueva Jersey, está el Newark Movement for Economic Equity que es un programa de dos años que paga a una selección al azar de 400 residentes (mayores de 18 años y con ingresos familiares que están 200% por debajo del nivel federal de pobreza) una suma de $12,000 a cada uno, por dos años.

La mitad de esas personas recibirán pagos mensuales de $500 dólares, y la otra mitad recibirá cuatro pagos de $3,000 de manera semestral.

El alcalde de Newark, Ras J. Baraka, presentó el programa a principios de este año y dijo que los datos generados por el programa se utilizarán para impulsar un modelo a nivel nacional.

Por otro lado, en California, a través del programa Stockton Economic Empowerment Demonstration de Stockton otorgó a más de 100 residentes de la ciudad, seleccionados al azar y que vivían por debajo del umbral de pobreza, pagos mensuales de $500 dólares durante dos años.

El programa demostró tasas más altas de empleo a tiempo completo y otros impactos positivos en los participantes, incluidos mejores resultados de salud mental, según se informó en CBS.

Tomado de https://eldiariony.com/