Suspendieron las clases en un colegio de Chile por una amenaza de “masacre escolar”

El establecimiento educacional, ubicado a ocho kilómetros del centro de la ciudad, recibió una inédita amenaza en contra de sus alumnos. Un video desde YouTube bajo la cara de Anonymous y con una voz distorsionada dice: “No se crean inmortales, sabemos todos sus nombres y rasgos faciales”, señalan. Hecho por el cual, se decidió suspender las clases presenciales hasta nuevo aviso.

El anuncio comenzó a circular durante el fin de semana del 26 de marzo, lo que preocupó a las autoridades del establecimiento educacional, comunales y también de Gobierno. Para evitar cualquier tipo de ataque se decidió suspender las clases desde el lunes 28 de marzo y hasta el momento solamente profesores y la dirección del colegio está asistiendo a la escuela.

En el video se escucha: “Tomaremos venganza, eliminaremos sala por sala, no importa quién. Somos muchos, no intenten salvarse y menos correr. Tus pies no se salvarán a un ametrallamiento, y también seremos gentiles y no sentirán dolor. No tengan miedo, solo queremos divertirnos”.

Continúa la voz trucada: “También les daremos pistas sobre quiénes somos, pero primero tendrán que matarme. Pero yo ya estaré a gusto, después de haberlos matado y escuchar sus gritos de mierda, flaites llorando y pendejos sangrando. No hay nada más divertido que eso, ¿verdad? No se crean inmortales, sabemos todos sus nombres y rasgos faciales”.

“Todo aquel que se interponga en nuestro camino, morirá. No somos una mafia, somos una familia y nadie toca a mi familia. Me despido cordialmente y te he dado un breve aviso. Adiós”, concluye.

Tras las amenazas, el Director de Educación de la municipalidad de Quinta Normal aceptó la suspensión de las clases, para proteger a los estudiantes. Se informó a la alcaldesa Karina Delfino, quien expresó en un comunicado que “conocemos la preocupación de nuestra comunidad educativa, familias y estudiantes y estamos tomando medidas para investigar y descubrir lo qué hay detrás de estas amenaza”.

Por eso tomaron contacto con Carabineros de Chile y Policía de Investigaciones (PDI) para hacer una denunciar formal y desde las instituciones de orden y seguridad pública se comprometieron a sumar su presencia en el establecimiento. Así amaneció la jornada del 29 de marzo, con policías a los alrededores del centro educativo.

El comisario Pablo Rivas de la Brigada de Cibercrimen Metropolitana de la PDI indicó que “las amenazas se publicaron a través de redes sociales, específicamente por YouTube, en contra de alumnos del establecimiento, en contra de atentar contra su integridad”.

Con respecto a las motivaciones de la amenaza el comisario sostuvo que “hasta el momento no se sabe y sería materia de investigación”. Agregó que “se realizarán diversas diligencias técnicas con la finalidad de establecer quiénes son los autores”.

El presidente del Colegio de Profesores de Chile Carlos Díaz, afirmó que se necesita “con urgencia intervención del Gobierno para poder, en primer término, investigar a fondo y sancionar como corresponde”.

El presidente del gremio docente planteó que “no podemos permitir que las clases en Chile, la realización del trabajo escolar se lleve a cabo de esta forma. Urge que el ministro (Marco Ávila) intervenga, que el Gobierno se haga parte y se clarifique y sancione a quienes estén detrás de esta situación”, expresó Díaz.

Reunión de autoridades por violencia escolar

Tras los últimos hechos de violencia en distintos establecimientos educativos en la región Metropolitana, autoridades gubernamentales sostuvieron una reunión para abordar los conflictos. Estos están relacionados con la violencia de género, donde algunos centros educativos denunciaron acoso y abuso sexual contra sus estudiantes, tanto de sus pares como en algunos casos de los propios docentes.

A la reunión asistió la Defensora de la Niñez, Patricia Muñoz, el ministro de Educación Marco Ávila, el subsecretario de Justicia Jaime Gajardo, representantes de la Asociación Chilena de Municipalidades, así como del Ministerio de Desarrollo Social y la subsecretaría de Prevención del Delito.

El ministro de Educación Marco Ávila dijo que “los hechos que estamos viviendo hoy en día son lo suficientemente graves para ponernos todos a trabajar rápidamente. Sin embargo, también queremos reconocer el camino avanzado, en Chile tenemos una política de convivencia escolar hace muchos años y que creemos que hay que potenciar”.

Sabemos que muchos de estos hechos involucran a niños, niñas y adolescentes menores de 18 años que son sujetos de derecho. Por lo tanto, nuestra preocupación tiene relación con la víctimas y victimarios”, dijo el secretario de Estado.

Tras la cita, desde la Defensoría de la Niñez manifestó que “hemos formulado propuestas de acción, algunas que se relacionan con intervenciones urgentes y por supuesto un trabajo de largo plazo”.

“En razón de los acontecimientos que hemos conocido, nos parece que hay un abordaje muy crítico en materia de salud mental y emocional, que es un trabajo que se debe gestionar en las comunidades educativas, pero también existe un rol importante del Ministerio de Salud”, acotó Patricia Muñoz.

Por el momento, las clases siguen suspendidas hasta poder garantizar la seguridad de los estudiantes y desde el colegio Benjamín Franklin de Quinta Normal, adelantaron que podrían, eventualmente, volver a clases de manera telemática.

Tomado de Infobae