Golpe al narco, destruyen “monstruos” del Cártel del Noreste y del Cártel del  Golfo 

La Fiscalía mexicana destruyó 10 vehículos con blindaje artesanal, de los llamados “monstruos”, que fueron confiscados, tras las investigaciones de la policía mexicana por casos relacionados con actos criminales en la frontera entre México y los Estados Unidos. Las camionetas y autos pertenecían al Cártel del Noreste (CDN) y el Cártel del Golfo (CDG) que operan en el estado de Tamaulipas, en la frontera con Texas.

Estas acciones se realizaron en las instalaciones de la Fiscalía General de la República (FGR) en Tamaulipas, con el apoyo de algunos elementos del Ejército mexicano. Las unidades fueron decomisadas en ReynosaNuevo Laredo y otros municipios de Tamaulipas, una zona que controlan el Cártel Del Golfo, el Cártel Del Noreste y algunas células del extinto cártel de los Zetas.

Narcos sacaron la idea de Mad Max

En medio de la guerra que el gobierno de Felipe Calderón le declaró al narcotráfico en 2009, y de los constantes enfrentamientos entre cárteles, a los capos se les ocurrió crear sus propios tanques: son tráileres y camionetas robadas y modificadas con un blindaje artesanal. Sin embargo, ocho años antes ya se sabía que había unidades del narco con adaptaciones similares a los tanques que se utilizan en las guerras. 

En enero de este 2022, las autoridades también confiscaron trocas “monstruo” durante un operativo en Nuevo Laredo. Las trocas monstruo se popularizaron en 2001, cuando militares desmantelaron un taller mecánico del cártel de los Zetas