Los muertos y los desaparecidos del Moskva: lo que oculta Rusia del hundimiento

El crucero ruso Moskva recibió el impacto de los misiles ucranianos cuando se encontraba a unas 65 millas náuticas de Odessa y fue capaz de avanzar por sí mismo durante unas horas hasta que se hundió el jueves pasado. Fuentes del Pentágono aseguraron que a bordo del barco se hallaban misiles de crucero “que ahora están en el fondo del mar Negro”.

El hundimiento del Mosvka, el buque insignia de la Flota rusa del mar Negro, supone un duro revés para Rusia. Según la versión del Ministerio de Defensa de Rusia, el barco se fue a pique el jueves en medio de una tormenta cuando era remolcado a puerto, ya sin su tripulación, que había sido evacuada en otros navíos de la flota del mar Negro.

Oficialmente, el Ministerio de Defensa de Rusia no ha reconocido ninguna muerte entre la tripulación del Moskva. Sin embargo, el medio independiente Meduza habló con una fuente cercana al comando de la Flota del Mar Negro de Rusia y pudo constatar que al menos 37 miembros de la tripulación murieron a bordo del Moskva.

La fuente le dijo a Meduza que los cuerpos de los muertos fueron enviados a Sebastopol en Crimea el 15 de abril. La madre de un marinero que sobrevivió le dijo a la nueva edición europea de Novaya Gazeta que “alrededor de 40″ murieron en el ataque.

Sin embrago, de acuerdo a la fuente con la que dialogó Meduzaotros 100 marineros resultaron heridos y varias personas a bordo del barco siguen desaparecidas, aunque aún no está claro cuántas. Abordo se estima que había más de 500 personas.

Los militares informaron que el buque de guerra fue evacuado “en su totalidad” sin víctimas. Pero duranteuna ceremonia de despedida del barco hundido, periodistas de BBC Rusia notaron que una cinta conmemorativa exhibida durante el evento tenía la inscripción: “Al barco y sus marineros”.

Al día siguiente, el Ministerio ruso de Defensa publicó un video en el que, según afirmó, aparece el encuentro entre el jefe de la marina y marinos rescatados del crucero. En la grabación, de unos 30 segundos, se ven varias decenas de hombres vestidos con uniformes de la Marina, alineados frente al jefe de la Marina, Nikolai Yevmenov.

“El comandante en jefe de la Marina, el almirante Nikolai Yevmenov, y el comandante de la flota en el mar Negro se reunieron con la tripulación del crucero Moskva en Sebastopol”, en Crimea, declaró el ministerio en un breve comunicado.

El almirante “informó a la tripulación del crucero que los oficiales, los aspirantes y los marinos continuarán sirviendo en la Marina”, añadió la institución.

Se trata de las primeras imágenes divulgadas de supuestos tripulantes del Moskva desde que la nave naufragó el jueves. Los reporteros de The Insider determinaron que aproximadamente 100 marineros aparecen en el video.

Además, la fuente de Meduza con vínculos con el comando de la Flota del Mar Negro confirmó que el Moskva fue atacado en un ataque ucraniano.

Medios independientes comenzaron a identificar a víctimas y desaparecidos, como el suboficial Ivan Vakhrushev, cuya muerte fue verificada por su esposa a periodistas de Radio Liberty. Una investigación de Agentstvo también determinó el fallecimiento del marinero de primera clase Vitaly Begersky, luego de hablar con su prima.

Yulia Tsyvova, de Crimea, le dijo a BBC Rusia que su hijo Andrey, de 19 años, sirvió en la Flota del Mar Negro de Rusia como marinero reclutado y está desaparecido.

“En la red social Vkontakte, los periodistas de Agentstvo también encontraron una publicación de una cuenta registrada a nombre de una mujer llamada Ulyana Tarasova que afirma que su hijo Mark desapareció a bordo del crucero Moskva”, dice Meduza.

En la región rusa de Sverdlovsk, una madre llamada Anna Syromyasova escribió en las redes sociales que su hijo (otro marinero reclutado) también desapareció a bordo del Moskva. Syromyasova le dijo a Meduza que actualmente se considera que su hijo está desaparecido, aunque dijo que no le mostraron la lista y que no sabe cuántos otros siguen desaparecidos: “No hay listas. Los estamos buscando nosotros mismos. No nos dicen nada”.

El primer padre de un marinero reclutado en denunciar la desaparición de un hijo a bordo del Moskva fue Dmitry Shkrebets, que vive en Yalta. El 17 de abril publicó un mensaje en Vkontakte: “Los comandantes directos del crucero Moskva me han informado que mi hijo, un recluta, no se encuentra entre los muertos y heridos, pero figura como desaparecido. Un recluta que se suponía que no debía participar en la hostilidad figura como desaparecido. Amigos, ¿se perdió en alta mar?!!!”.

Tomado de Infobae