El Departamento de Estado confirmó la muerte de un ciudadano de EEUU que luchaba contra la invasión rusa a Ucrania

Estados Unidos confirmó este martes que un segundo ciudadano del país murió en combate luchando por Ucrania, y advirtió sobre los riesgos en medio de preocupaciones sobre otros dos nacionales capturados luchando contra la invasión de Rusia.

El Departamento de Estado informó que Stephen Zabielski, de 52 años, murió en Ucrania y que estaba brindando asistencia consular a su familia.

Un periódico en el norte del estado de Nueva York, donde vivía anteriormente Zabielski, publicó un obituario que decía que murió el 15 de mayo “mientras luchaba en la guerra en la aldea de Dorozhniank, Ucrania”.

Reiteramos una vez más que los ciudadanos estadounidenses no deben viajar a Ucrania debido al conflicto armado en curso y a que los funcionarios de seguridad del gobierno ruso señalan a los ciudadanos estadounidenses en Ucrania”, señaló un portavoz del Departamento de Estado.

El portavoz pidió a los ciudadanos estadounidenses en Ucrania que “salgan de inmediato si es seguro hacerlo utilizando cualquier opción de transporte terrestre comercial o privada disponible”.

Zabielski es el segundo estadounidense que muere en combate en Ucrania desde que comenzara, a finales de febrero, la invasión rusa. El primero fue un ex infante de marina de 22 años, Willy Joseph Cancel, a fines de abril.

Zabielski, que se hacía llamar Steve, estuvo empleado en la construcción durante 30 años y le sobreviven su esposa y sus cinco hijastros, según la nota necrológica publicada en The Recorder. “Steve disfrutaba de la vida al máximo. Le gustaba cazar, pescar y conducir su Harley”, decía.

El obituario decía que había nacido en Amsterdam, Nueva York, cerca de la capital del estado, Albany, y que vivió en la zona hasta 2018 antes de mudarse a Florida.

La muerte se confirmó en medio de la preocupación de Estados Unidos por dos veteranos del ejército estadounidense que se ofrecieron como voluntarios para Ucrania y que fueron capturados a principios de este mes en el este del país azotado por la guerra.

Alexander Drueke y Andy Huynh, que habían estado viviendo en Alabama, fueron vistos en videos emitidos por los medios estatales rusos, pero no estaba claro dónde estaban detenidos.

El Departamento de Estado ha dicho que Rusia está obligada a tratar a los voluntarios con la misma humanidad que a otros prisioneros de guerra, de acuerdo con los Convenios de Ginebra.

El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, en una entrevista con NBC News publicada el lunes, los calificó de “soldados de fortuna” (mercenarios) y dijo que debían ser “responsables de los crímenes que hayan cometido”. Peskov también dijo que las Convenciones de Ginebra no se aplicarían a la pareja.

Tomado de Infobae

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s