EEUU lamentó la “erosión de la autonomía” en Hong Kong, a 25 años de su retrocesión a China

El secretario de Estado de EE. UU., Antony Blinken, expresó el jueves la solidaridad de Washington con el pueblo de Hong Kong mientras experimentan lo que llamó una “erosión de la autonomía” bajo el régimen chino, y pidió que se restablezcan sus libertades personales.

“Ahora es evidente que las autoridades de Hong Kong y Beijing ya no ven la participación democrática, las libertades fundamentales y los medios de comunicación independientes” como parte del modelo de gobierno Un país, dos sistemas acordado por Gran Bretaña y China en el momento de la entrega en 1997, Blinken dijo en un comunicado.

Al decir que una estricta ley de seguridad impuesta en Hong Kong por Beijing en 2020 había llevado a una “erosión de la autonomía”, Blinken agregó: “Nos solidarizamos con las personas en Hong Kong y reforzamos sus llamados para que se restablezcan sus libertades prometidas”.

Horas antes, el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, prometió no “abandonar” a Hong Kong.

“No abandonamos a Hong Kong”, declaró el líder británico en un video difundido en Twitter. “Hace 25 años, hicimos una promesa al territorio y a su pueblo y tenemos la intención de cumplirla, de hacer todo lo que podamos para que China cumpla sus compromisos y Hong Kong sea nuevamente dirigido por y para sus habitantes”, agregó.

“Sencillamente, no podemos obviar el hecho de que, desde hace tiempo, Beijing no cumple con sus obligaciones”, añadió, mientras Hong Kong celebra el histórico aniversario del traspaso con la visita del líder chino Xi Jinping. “Es un estado de cosas que amenaza tanto los derechos y libertades de los hongkoneses como el continuo progreso y prosperidad de su hogar”.

Londres se ha vuelto cada vez más crítico con el régimen chino en la ciudad después de que Beijing impusiera en 2020 una dura ley de seguridad nacional tras las enormes y a veces violentas protestas que se produjeron en Hong Kong el año anterior.

En respuesta, el Reino Unido ha comenzado a ofrecer una vía de acceso a la ciudadanía para los titulares de pasaportes nacionales británicos (de ultramar) y sus familias de la ciudad. “No es de extrañar que 120.000 hongkoneses y sus familias hayan emprendido ya ese camino”, dijo Johnson en su discurso por video.

Johnson calificó al Reino Unido como “un lugar donde se respeta y no se criminaliza la libertad de expresión, de reunión y de asociación”, aunque los críticos han acusado a su gobierno de tratar las protestas de forma cada vez más draconiana.

Por su parte el mandatario de China, Xi Jinpingllegó el jueves a Hong Kong para el 25 aniversarioel primer viaje de Xi fuera de la China continental en casi dos años y medio.

Bajo su liderazgo, China ha transformado Hong Kong en los últimos dos años, con una persecución de las protestas y la libertad de expresión imponiendo materiales de adoctrinamiento en la escuelas. Los cambios prácticamente han eliminado las voces disidentes y han hecho que muchas personas tengan que huir.

Hong Kong y la vecina Macao son regiones con administraciones especiales con gobiernos separados del resto de China, lo que se conoce como la China continental.

Tomado de Infobae